EQUO Alcalá muestra su decepción ante el acto de presentación del pacto PSOE-Ciudadanos en nuestra ciudad

EQUO Alcalá de Henares quiere hacer constar nuestro más absoluto respeto por el proceso consultivo que se está produciendo entre la militancia del PSOE, en relación al preacuerdo de investidura firmado con Ciudadanos. Nuestro partido no entra a valorar esta consulta, aunque les felicitamos por contar por primera vez con la opinión de sus bases de manera directa en un asunto de tanta importancia.

Sin embargo, queremos hacer constar nuestra profunda decepción ante el hecho de que el alcalde de Alcalá, Javier Rodríguez Palacios, que preside el gobierno municipal de coalición con IU y Somos Alcalá (apoyada por EQUO y en la que uno de sus concejales es miembro de este partido) actúe como anfitrión del acto. A nuestro juicio esta actitud representa una seria contradicción en relación con los acuerdos de cambio y progreso alcanzados en el ámbito local, que se convirtieron en referente nacional de entendimiento para la consecución de un cambio real en la sociedad.

El 13 de junio de 2015 el PSOE de Alcalá de Henares consiguió la alcaldía gracias a un pacto programático muy trabajado, con un importante componente social y ecologista que se contradice con el preacuerdo nacional que hoy se presenta en nuestra ciudad.

EQUO Alcalá entiende que el acuerdo firmado con Ciudadanos no sólo representa elegir el camino hacia una coalición con la derecha ideológica (sea ésta nueva o vieja) sino que es una contradicción clara con la senda establecida en Alcalá de Henares y pone en peligro la consecución de muchas de las políticas pactadas a nivel local.

Nuestra afirmación se sustenta en ejemplos claros como el acuerdo local para incentivar el trabajo digno y estable, que se contradice con los puntos del pacto PSOE-C´s en los que se beneficia a las empresas que menos pagan a sus trabajadores y a las que se les aportará un suplemento con cargo al erario público para compensar la precarización del empleo.

Tampoco existe en el pacto con Ciudadanos ni una sola mención al cambio de modelo productivo agrícola hacia un modelo ecológico, tan importante para la supervivencia del sector y que sí aparece en el pacto con Somos Alcalá. Otro ejemplo se refiere a la transformación del modelo energético hacia formas más limpias de producción que se reduce a una frase vacía de contenido, habida cuenta de la referencia expresa al establecimiento de moratorias en favor de los procesos altamente contaminantes de fracking y el mantenimiento de las centrales nucleares, entre otras cuestiones; mientras que en el pacto local son completamente antagónicas. Tampoco aparece de manera clara un rechazo rotundo a la privatización de la Sanidad y su gestión, que representa uno de los principios esenciales para el gobierno municipal actual, ni la derogación de la ley mordaza o de las modificaciones del artículo 135 de la Constitución que ahogam económicamente a los ayuntamientos frente a los intereses financieros.

Por otro lado, el pacto estatal que se presenta hoy en Alcalá no menciona -o se contradice- con algunas mociones presentadas y aprobadas en el Pleno Municipal: la petición de reducción del IVA Cultural al 5%, aprobada en octubre de 2015, se transforma en una insuficiente rebaja del 10%. Tampoco se alude al rechazo explícito refrendado en el Pleno al Tratado Transatlántico de Libre Comercio (TTIP por sus siglas en inglés).

Por todas estas cuestiones, EQUO Alcalá se suma al rechazo mostrado por sus tres diputados nacionales a una posible investidura de Pedro Sánchez, apoyada por las recetas neoliberales de Albert Rivera. Y recalca su sorpresa y decepción ante la situación de que este preacuerdo sea presentado en  Alcalá de Henares, siendo el alcalde quien apoye este pacto mientras gobierna en coalición en base a un acuerdo radicalmente opuesto y que está demostrando cuál es la vía real del cambio.

Estamos convencidos de que el trabajo conjunto que hemos mantenido los miembros de Somos Alcalá junto a los militantes de base del PSOE constituye un ejemplo perfecto de cómo debe hacerse el cambio real que necesita nuestro país.

Deja una respuesta