Sueldos en el ayuntamiento de Alcalá

En las últimas sesiones del Pleno Municipal de Alcalá de Henares los partidos políticos con representación municipal han perdido la oportunidad de lanzar un claro mensaje de ejemplo a la ciudadanía sobre un verdadero control y contención de los gastos municipales, empezando con los sueldos de los propios concejales, aunque UPyD sí reclamó una bajada mayor de la aprobada.

El sueldo del alcalde ha bajado, no por voluntad propia sino obligado por la nueva Ley de Régimen Local, de 100.000 a 80.000 euros, es decir un 20%; pero los sueldos de los demás concejales han sufrido una bajada mucho menor, ya que han aprobado un acuerdo que intenta arañar hasta el último céntimo de euro del dinero municipal para sus bolsillos. Así, mientras los tenientes de alcalde antes cobraban el 85% del sueldo del alcalde, ahora cobrarán el 93%, los portavoces y presidentes de comisiones pasarán del 80% al 90%, los concejales de gobierno pasan del 75% al 87% y los concejales de la oposición  del 65% al 75%. Además los concejales sin dedicación plena, que ahora han de ser un tercio del Pleno por imposición de la nueva ley cobrarán, en su mayoría, el máximo permitido por dedicación parcial: un 75%, lo que representan 52.000 euros anuales. En resumen, el ahorro total se quedará sólo alrededor del 15%.

Desde Equo Alcalá creemos que tod@s l@s concejales deben tener un sueldo para garantizar el acceso a la actividad política de todas las personas, pero éste no debe ser desproporcionado respecto al salario medio de la ciudadanía, por lo que un recorte más drástico en los sueldos de alcalde y concejales hubiera supuesto un gran ejemplo de ética y de cómo debe empezar a controlarse el desbocado gasto municipal de nuestra localidad. Sin embargo, los concejales complutenses, más allá de siglas políticas, parecen seguir más las consignas de la economía liberal, donde las élites deben tener unos sueldos mucho más elevados que el resto de personas trabajadoras, y a pesar de que, una y otra vez, se han escudado en la falta de recursos para acometer recortes de todo tipo de servicios a excepción de sus nóminas.

No sólo los concejales tienen sueldos desproporcionados

Siguiendo esta misma línea y según reconoció la Concejala de Recursos Humanos, en nuestro ayuntamiento hay 26 empleados públicos que cobran más de 100.000 euros al año, lo cual nos parece igualmente desproporcionado. Supone una auténtica aberración y una burla hacia l@s miles de ciudadan@s de nuestra localidad que actualmente no tienen trabajo y pasan por una situación económica muy delicada y no encuentran ayudas municipales a su tragedia por una supuesta falta de recursos.

Por ello desde Equo Alcalá solicitamos que se haga pública la Relación de Puestos de Trabajo (RPT) del ayuntamiento complutense, no como está actualmente, sino incluyendo los Complementos Específicos y también los Complementos de Productividad que se cobran de manera habitual y se explique la política salarial y de empleo del Ayuntamiento.

En 2010, según el informe de la Cámara de Cuentas, se superó el importe máximo que una Corporación Local puede dedicar al Complemento Productividad (30% de la masa salarial) en más de un millón de euros, y analizando las últimas cuentas presentadas, las de 2012, la cantidad total pagada en este concepto supera los 10 millones de euros, sin duda una cantidad desmesurada, a los que hay que añadir un millon doscientos cincuenta mil euros más en concepto de Gratificaciones.

En aras de la transparencia necesaria, el ayuntamiento debería informar de los criterios que se aplican para pagar el Complemento de Productividad, ya que en una situación de crisis como la actual, se debería dar prioridad a la creación de nuevos puestos de trabajo frente al aumento, en algunos casos desmesurado, del sueldo de los trabajadores actuales.

La política salarial del ayuntamiento es otro ejemplo de falta de transparencia, transparencia que no nos cansaremos de demandar, y cuya falta es uno de los factores causantes de los innumerables casos de corrupción y falta de ética en las actuaciones de las personas que dirigen nuestras instituciones públicas y que desgraciadamente siguen apareciendo día tras en día en los medios de comunicación.

Con una deuda reconocida de 268 millones de euros y teniendo que pedir créditos de 20 millones de euros a corto plazo para hacer frente a los gastos, es el momento de empezar a cambiar la forma de gestionar el ayuntamiento de nuestra localidad pero parece que la mayoría de los partidos con representación municipal no quieren empezar a hacerlo, ya que siempre han vivido y viven mejor en la opacidad.

3 comentarios

  1. Está claro que los problemas del ayuntamiento vienen generados, uno tras otro, de los partidos que lo gestionan a día de hoy.

Deja una respuesta